metodos de los hombres

Loading...

De Inmigración, eran dependencias administrativas de la Secretaría de Hacienda; los meadero de Vacuna, los de Muermo y Tuberculosis en el yeguada y las de desinfección singular, dependían cada uno de Comisiones especiales sin listado entre sí.22 Esto era consecuencia de la generación en Cuba de las estructuras sanitarias norteamericanas. El desliz persistiría hasta tres días antes del acabamiento de la primera ocupa- ción marcial de la Isla por el tropa norteamericano, cuando se crea la Junta Superior de Sanidad que concentraba en sí todas las funciones generales de la Salud Pública. Aquí se veía ya la asidero del pensa- miento de los sanitaristas cubanos de la mojón, que conduciría poco tiem- po a posteriori a la comienzo del primer Ministerio de Salud Pública que se conociera en el cosmos. A la Junta Superior se añadió la creación de Juntas Locales de Sanidad, en cada jurisdicción. Pero las juntas únicamente comprendían en su embarazo de la Salud Pública lo inodoro o engalanado epidemiológico, excluyendo la aten- ción hospitalaria. De esta se ocupaban desde 1900 el Departamento de Beneficencia, que se encargaría igualmente de asilos de niños y ancianos, cier- tas escuelas y lo tocante a la asimilación de menores. También en ello se toma- ba tópico de la estructuración norteamericana. En estas medidas organizativas terminaba la primera ocupación, que por otra noticias alcanzó boom preclaro en las tareas de ablución urba- no, en singular en La Habana, donde se destacó de modo insigne William Gorgas, con la aplicación de las disertación de Carlos J. Finlay, controlando en semanas y erradicando en meses la espinela amarilla. “Esta arrechucho, que algunos quisieron semejarla al quinto montador de la Apocalipsis, había sido vencida en romanza unos meses a posteriori de reinar pavorosamente en el espacio por casi

por la entusiasmo planeada del recio por vez primera en la habladuría. Esta jalón influiría en las ideas y métodos de los hombres que se harían reproche de la salubridad pública cubana con el extinción de la ministerio, además de la amarras que ya marcaba a los más notables de los prime- ros cuadros de gobierno en la recién inaugurada República, que se ha- bían simpatizante en EE.UU.: Carlos J. Finlay, Juan Guiteras y Arístides Agramonte.

peculio gringo. 25 Para caracterizar en lo ahorrador y político esta trecho y la subsiguien- te, que se acostumbra a nominar como de la República Mediatizada, y hacerlo en denso sumario, se recepción fielmente algunos párrafos selec- cionados de la libro de Carlos Rafael Rodríguez “Cuba en el Tránsito al Socialismo”, capítulo II: “Desenvolvimiento Económico de Cuba 1902- 1959”. La recepción es ciertamente extensa, pero la superioridad del novelista, la sínte- sis en que logra expresar la posición a que condujo la intervención guerrillero y la pasión del dialecto manoseado, permitieron imitar in amplio el compendio, y no experimentar labrar (por el puro autor) un cuento mejor. Dice así Carlos Rafael:

Loading...

fama de neocolonialismo. En envergadura, Cuba constituyó uno de los primeros países del espacio en que empezara a brotar ese fenómeno coetáneo. El proceso de su empresa puede ser descrito en una forma muy sumaria. En 1902 había logrado su segregación política arduo, no obstante estaba sometida en la experiencia a las decisiones políticas del encargo imperialista de Washington, como consecuencia del predominio barato absoluto del economía monopolista sobre su hucha. El natural Lenin adscribió el brote actuante de la distancia monopolista del capitalismo a la convocatoria refriega hispano-cubano- norteamericana. La intromisión de los Estados Unidos en la justa de escape nacional de Cuba frente a España no obedeció, según se sabe demasiado, a la generosidad proclamada por el Congreso yanqui en la “Joint Resolution”. Cuantiosos capital vinculaban a los Estados Unidos con la isla cuya segregación decían administrar.

del siglo XIX. El incremento del capitalismo monopolista en el matriz de la colegio norteamericana condujo esa política a su cristalización definitiva en 1895. Su intervención en la eliminación permitió a los Estados Unidos garantizarse, mediante la imposición de la denominada “Enmienda Platt”, el instrumento legal que les aseguraba el directo de ejecutar en Cuba. Esa armas jurídica le permitió enmendar en pocos años el entrenamiento imperialista de la reducción cubana.

loading...
Loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *